Si este abuso de los concesionarios no se aprovecha ¡Que grave!

Si este abuso de los concesionarios no se aprovecha ¡Que grave!

Se debe sentir bonito que después de que lo echaron, repudiaron y amenazaron, al extitular de la Fiscalía especial para la atención de delitos electorales (Fepade) Santiago Nieto no solo lo rescaten, sino que además lo envíen a una importante responsabilidad como lo es el combate a la corrupción y seguir la pista al lavado de dinero, en la próxima administración federal. Se trata de la Unidad de Inteligencia Financiera, de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP)

80 millones de dólares ¿para espionaje? Una afreta al país
Falsificó firmas Margarita Zavala y así ¡le dan candidatura!
En duelo, se vivió Día por la Erradicación del Feminicidio y Desaparición de Mujeres ¿sí?

Juana María Olguín

Se debe sentir bonito que después de que lo echaron, repudiaron y amenazaron, al extitular de la Fiscalía especial para la atención de delitos electorales (Fepade) Santiago Nieto no solo lo rescaten, sino que además lo envíen a una importante responsabilidad como lo es el combate a la corrupción y seguir la pista al lavado de dinero, en la próxima administración federal. Se trata de la Unidad de Inteligencia Financiera, de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP).

Que además estará en contacto con el propio presidente de la República y SHCP y cuando vuelvan a instalar la secretaría de Seguridad Pública, también con ellos. 

Y ahora con semejante poder la finísima persona, es de suponerse que ya sin problemas de sus ex jefes del Partido Revolucionario Institucional (PRI) irá tras la cabeza del ex director de petróleos mexicanos (PEMEX), Emilio Lozoya Austin y de todos aquellos que resulten responsables de las trapacerías cometidas con la compañía Odebrecht ¿Será? Ojalá que incluya a un sujeto que en breve será nadie, creo que se apellida Peña Nieto y se llama Enrique. Qué demuestren pues que ahora sí la cosa será derecha. Digo algo derecho.

A propósito de Pemex, que los angelitos se niegan a clausurar las tomas clandestinas de donde succionan los huachicoleros, así lo dijo Pedro Porras Pérez, presidente municipal de Tezontepec de Aldama, en Puebla quien aseguró que el combate contra la extracción y venta ilegal de hidrocarburos se obstruye por la negativa de los directivos de la petrolera de sellar los oleoductos perforadas por los delincuentes. Que igual sucede con el Ejército Mexicano se niegan a establecerse en la región de manera permanente.

No pues que caray, desde hace 8 años que el presidente municipal sabe que la extracción de combustible por parte de la delincuencia está a todo lo que da, pero ni PEMEX ni la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) están interesados en combatir a los criminales. Que sospechoso en este país de las dudas y teorías del complot y luego con estas actitudes, abonan a la causa. 

Desde que esta ciudad es, en todos los municipios de Sonora, el transporte público ha sido un desastre, una desgracia y lo dramático es que pasa una administración estatal y otra, los millonarios recursos fluyen a raudales para ese sector y no hay mejoras cualitativas. Los daños y perjuicios son enormes, porque ante la incertidumbre las calles se atiborran de automóviles y con vialidades como en el caso de Hermosillo, que sirvieron para hace tres décadas, ahora son intransitables.

 El número de accidentes vehiculares y las víctimas mortales confirman lo anterior. En lo que va del año en Hermosillo han muerto 37 personas en percances, solo la semana pasada se registraron 34 incidentes, dos atropellamientos, que dejaron 11 lesionados. Hay tantas colonias que ahora mismo no tienen servicio de transporte y todos niños jóvenes, adultos tienen que caminar 3, 4 y hasta 5 kilómetros para encontrar una unidad. Porque tanta fregada desidia, porque tanto proteccionismo para estos empresarios que no quieren tener empatía por su consumidor. No respetan al usuario.

Lo digo y lo sostengo si esta afrenta, este abuso de parte de los concesionarios contra sus principales clientes, los usuarios no lo asumen el gobierno como una ofensa contra todo el pueblo de Sonora y les quita las concesiones a los transportistas que se lanzaron a este paro loco de actividades, condenará una vez más a los ciudadanos a vivir a expensas de estos señores, como ha sucedido desde hace décadas. Espero por el bien del estado que no vayan una vez más a salir con sus miles de millones de pesos a contentar a estos individuos, que son literal un barril sin fondo.  

Hay tanta gente urgida de trabajar, profesionistas con ganas de crear negocios, así que son tierra fértil para cultivar nuevas formas de prestar ese esencial servicio. Ya hasta imagino que se inicien una docena de cooperativas que atiendan las concesiones del transporte público. Ya basta de tanta consideración para gente abusiva y -que ironías- desconsiderados y faltos de respeto.