Peña garantía estabilidad macroeconómica, es decir, para los ricos

Peña garantía estabilidad macroeconómica, es decir, para los ricos

Carlos MONCADA OCHOA ¡Qué ingenuo!, pensé de un feiboquero cuando vi que ayer en la mañana anunciaba, antes de la rueda de prensa, que el gobierno

¿Algo cambiará en México luego de la asamblea nacional del PRI?
Dos indicadores para encontrar al mejor rector de la Unison
Piden juicio político para el presidente de Derechos Humanos. Y aportan pruebas de escándalo (1ª. Parte)

moncadaCarlos MONCADA OCHOA

¡Qué ingenuo!, pensé de un feiboquero cuando vi que ayer en la mañana anunciaba, antes de la rueda de prensa, que el gobierno daría reversa. No ocurrió, desde luego; dos entes hay en el Universo que no se equivocan: Dios y el presidente de México. Pero más tarde, Denisse Maerker le preguntó al líder de los hombres-camión (transportistas en pequeño que mueven los productos de pueblos alejados, adonde no llegan las empresas grandes de transporte) por qué, en plena lucha contra el gasolinazo había dicho que Peña podría retroceder; contestó: “Porque es la última esperanza que teníamos”.

Pues la esperanza voló. Ni siquiera se molestó Peña en dar una explicación pasable. Pidió a los mexicanos un voto de confianza. Clarito escuché que le respondieron de varios puntos de la República con formidable trompetilla. Tampoco propuso medidas alternativas. Dijo que comprendía el enojo popular. ¿Y de qué carajos sirve que comprenda, o más bien, que diga que comprenda?

Sólo prometió que la megaeconomía, es decir, la que les interesa a los ricos, se mantendrá estable. Los grandes empresarios son el motor de la megaeconomía, hay que mimarlos: que exploten a quienes vivimos en la microeconomía.

En el millón de quejas y propuestas que escuché y leí ayer, hubo una que de modo especial me llamó la atención: que a los diputados y senadores que apoyan el gasolinazo les retiren los vales de gasolina. Es absurdo que se la paguen de nuestros impuestos.

Los diputados locales sesionarán hoy en comisión. Hay acuerdo previo de que llevarán a la sesión del pleno un punto de acuerdo para pedir a la Secretaría de Hacienda, tal vez al mismo Presidente de la República, que no la amuelen con la abusiva disposición. ¿Cuál será el resultado? De manera efectiva, ninguno. Pero los diputados esperan que si se las echan de valientes al echar un grito que nadie escuchará en México, mejorarán sus bonos para fines electorales. Opino que mejorarán más si renuncian al bono de gasolina y la paguen, como se pide a los federales, de sus bolsillos.

Claro que, a estas alturas de mi carrera periodística, no creo en milagros..

 

LA VUELTA DE VIDEGARAY

Desde que Peña era candidato mandaba por Videgaray cuando se atoraba en un problema, lo que ocurría con frecuencia. No puede vivir sin él. Y ayer lo regresó al gabinete, con lo cual lo puso en primer lugar entre los que aspiran a la candidatura del PRI para el 18.

Los lambiscones del gobierno explican el movimiento de manera simplista. Lo quitaron por haber invitado al candidato Trump, dicen, y Trump debe tenerlo en buen cocepto. Por tanto, desde la Secretaría de Relaciones Exteriores podrá suavizar la relación de México con el demente Trump. La explicación al revés me parece más lógica: con Videgaray en Relaciones, y luego en la Presidencia, será más fácil para Trump someter a México. Vivimos en el vasallaje y pasaremos a la esclavitud.

Videgaray opacó el nombramiento de María Cristina García Cepeda como nueva secretaria de Cultura. Lleva 40 años en el rollo cultural. Me tocó tratarla cuando estaba a cargo del Fondo Nacional para la Cultura y las Artes. Últimamente fue directora de Bellas Artes.

 

carlosomoncada@gmail.com

COMMENTS