INEGI y Coneval con cifras de pobreza para beneficiar a EPN

INEGI y Coneval con cifras de pobreza para beneficiar a EPN

Las complicidades de la clase gobernante con la delincuencia brotan a la más mínima provocación y allí están las evidencias que muestran a Javier Lozano, senador del PAN, cuando recibió una camioneta de lujo en 2012 ¿a cambio de? Lo que pidan los señores “bondadosos” Y no es el único

La paliza a Ana Gabriela Guevara ¿le hizo “despertar” de la desdicha de millones de mujeres?
Cuál es el promedio de policía que hay por colonia ¿por persona?
Mexicanos “saben” más de Venezuela que de sus propias desgracias

Juana María Olguín

Las complicidades de la clase gobernante con la delincuencia brotan a la más mínima provocación y allí están las evidencias que muestran a Javier Lozano, senador del PAN, cuando recibió una camioneta de lujo en 2012 ¿a cambio de? Lo que pidan los señores “bondadosos” Y no es el único.

Hoy me brota del corazón decirles que uno de mis grandes deseos es que jamás sepan los dolores tan grandes que trae consigo la picadura del mosco del zika, dengue y chikungunya, Jesús de mi alma, son sufrimientos tan infames, que no sabes si estas en fase terminal. Cada zancudo trae su variedad de molestias, pero en suma son potencialmente destructivos. Ahora te digo si no tienes servicios médicos e irás de Herodes a Pilatos en busca de la sanación, eso si que es otro infierno.

La primera vez que te da dengue crees que morirás, porque sientes que estas a punto que te dé un derrame cerebral y si no acude al médico y se automedica compromete su vida. Si consumes aspirinas, podrías provocarte dengue hemorrágico, del que muy pocos sobreviven. Así que si te pica el mosco transmisor que la misericordia celestial te acompañe y encuentres un buen doctor que le entienda a los síntomas para que te asista a la brevedad posible y con los medicamentos apropiados.

Les digo todo esto porque me picó el mosco chikungunya, después de que he sido clienta favorita del dengue y madre del Verbo, es cosa seria y los daños y secuelas al organismo son de semanas y de dolores discapacitantes. Así que cuando volteo y veo que, la ciudad luce atiborrada de zancudos, con nula fumigación y tampoco campañas de difusión sobre cómo prevenir la presencia de los moscos transmisores, solo me queda desearles que no sean la próxima víctima.

Que las cifras que dieron a conocer Inegi y el Coneval el pasado 30 de agosto, sobre los índices de pobreza se han convertido en todo un problema académico, ya que desde el Colegio de México experto en el tema se niega a creer que esta información sea veraz, cercanas a la realidad científica y más bien supone que se trata de un intento por favorecer a Enrique Peña Nieto y su quinto informe de gobierno. Afortunadamente a estas alturas ¿quién cree en los dichosos informes de gobierno? Es más, deberían desaparecer por inútiles.

De por sí la credibilidad en las instituciones está perdida y las pocas que se salvaban se exponen a una duda razonable, en fin que más da. De cualquier forma, cabe recordar que las estadísticas son como los bikinis, exhiben mucho, pero lo principal se queda escondido. La realidad oprobiosa está a la vista, no hay mucho que buscar o como esconder.

Las complicidades de la clase gobernante con la delincuencia brotan a la más mínima provocación y bueno, las fotos no mienten, Javier Lozano, senador del PAN recibió una camioneta de lujo en 2012 ¿a cambio de? De lo que pidan los señores bondadosos de Puebla, pero para complicar la cosa en ese estado donde la actividad huachicolera nunca fue vista, por parte del ahora ex gobernador, Rafael Moreno Valle, pues resulta que uno de los que colaboró para donar la camioneta Cadillac Escalade 2012 es un sujeto detenido por la Marina y declarado ladrón de hidrocarburos.

Lozano fue exhibido en fotografías junto a Othón Muñoz Bravo, detenido por la Marina el 20 de agosto en Puebla, ahora conocido como el capo huachicolero, quien aparece en la entrega de una camioneta de lujo valuada en más de un millón de pesos para que el político se trasladara durante su campaña. La cruda realidad es que este torvo sujeto no es el único que recibe esas canonjías, así que quienes más reciben obsequios. Y todavía desde el gobierno impulsan la idea que son los padres de familia los culpables del deterioro social en el país ¡Y la gente lo cree! Con estos ejemplos donde las actividades ilícitas se encubren, se solapan y auspician. Qué le pasará al Senador, nada.

COMMENTS