En un año, Insabi ya no cobrará cuotas: Salud

En un año, Insabi ya no cobrará cuotas: Salud

El subsecretario de Prevención y Promoción de la Salud, de la Secretaría de Salud, Hugo López-Ga­tell Ramírez, sostuvo que con el inicio de operaciones del Instituto de Salud para el Bienestar, el objetivo fundamental es buscar la gratuidad en los servicios de salud para el primer y segundo nivel que coordina directamente el Insabi

Inician remodelación de Centro de Rehabilitación Contra las Adicciones
Realiza Gobierno del Estado Operativos Preventivos Decembrinos
Lleva alcaldesa Celida López dependencias a la colonia Los Olivos

El subsecretario de Prevención y Promoción de la Salud, de la Secretaría de Salud, Hugo López-Ga­tell Ramírez, sostuvo que con el inicio de operaciones del Instituto de Salud para el Bienestar, el objetivo fundamental es buscar la gratuidad en los servicios de salud para el primer y segundo nivel que coordina directamente el Insabi, así como para el tercer nivel de atención, que son los servicios de alta especialidad.

“A lo largo del año (este 2020), se tienen que alinear varios de los elementos reglamentarios, que son diversos, pero ya se tienen todos identificados”, a fin de respetar ciertos tiempos establecidos con la reforma a la Ley General de Salud, la cual estableció la desaparición del Seguro Popular y la operación del Insabi. “La meta es gratuidad en los servicios de salud para la población no asegurada, que no le cueste a las personas los medicamentos, incluyendo la atención en el tercer nivel”.

Entrevistado a las afueras de Palacio Nacional, el funcionario aseveró que está garantizada la atención de salud en todos los niveles de complejidad de los servicios de salud, y para ello, la indicación Presidencial es la de que trabajen de manera coordinada todas las instancias de salud, como ocurre cuando pacientes tienen necesidades de servicios especializados y son referidos a los institutos y hospitales federales.

En este momento la Ley de los Institutos Nacionales de Salud rigen a estos institutos, la cual contempla el cobro de cuotas de recuperación, lo cual no es nuevo “ha sido siempre así, aunque no está autorizado aumento alguno para este 2020, con lo que el monto de las cuotas de recuperación cobradas en estas instituciones de alta especialidad deben ser el mismo que en 2019 y que todos los años previos (porque) tiene más de 12 o 15 años que se cobran cuotas de recuperación”.

A mediano plazo lo que nos interesa es que toda la atención de salud sea sin costo para el paciente, para la familia que solicita los servicios de salud y la manera de lograrlo es: que exista una modificación de la Ley de los institutos nacionales de salud, así como un proceso que se planeó desde 2019, el cual ya está en curso en sus distintas fases, y es una transferencia de financiamiento para que estos institutos puedan tener solvencia en el día a día y así cubrir las necesidades.

Al respecto, indicó que la confusión que ha habido ha sido en oficinas administrativas en hospitales de alta especialidad e institutos “que están acostumbrados al modelo del seguro popular y algunos han tardado en percatarse de que el modelo ha cambiado y es el de salud para el bienestar”.

Ante ello, el subsecretario López-Gatell Ramírez aseveró que “no existe indicación alguna para que los Institutos Nacionales de Salud y Hospitales Federales de alta especialidad incrementen sus cuotas de recuperación”.

Entrevistado a las afueras de Palacio Nacional, el funcionario rechazó que haya habido complicaciones con la puesta en marcha del Insabi, “lo que existe es una enorme resistencia de grupos de interés”, en el campo de la salud, dijo, en “donde existen muchos grupos de interés económico y de control político sobre los distintos recursos del sector”, debido a que se han encontrado contratos de obra, de adquisiciones de insumos o de equipamiento, incluso hasta dos o tres veces más caros. 

Puntualizó que ha habido una enorme confusión respecto a la operación del Insabi, el cual tiene como misión específica la de coordinar la atención de la salud en particular en el primer nivel de atención, los cuales son los consultorios comunitarios llamados centros de salud y en el segundo nivel, es decir, hospitales generales.

Acerca de eliminar las cuotas de recuperación, el subsecretario López-Gatell afirmó que “por supuesto que es viable darle gratuidad en el servicio a todos los millones de personas”, y para ello, advirtió, se trabajó arduamente todo 2019 por eliminar la corrupción en el sector salud, “lo hemos hecho de manera dirigida para el tema de compras consolidadas, de los medicamentos; también se analizan las inversiones fallidas en sexenios anteriores en construcción y equipamiento de hospitales”.

Se han encontrado “ejemplos emblemáticos” de sobreprecios en algunos casos mayores al 100 por ciento, dijo, es decir duplicaciones, triplicaciones de costos que no tienen razón de ser excepto por esquemas de corrupción. En la medida en que tengamos esta eliminación de la corrupción vamos a tener ahorros que en su momento equivaldrán precisamente ese porcentaje de ganancia o de beneficio (con el) que se beneficiará de manera eficiente y transparente para la atención de la población”.

En este mismo sentido, denunció que la falta de medicamentos en el caso de los oncológicos es debido a que una compañía tiene un monopolio, “tiene la hegemonía prácticamente absoluta a pesar de que hay otras cinco o seis con registro sanitario (pero) sólo una fabrica los medicamentos contra el cáncer”, lo cual ha resultado en una total desviación de prácticas que en sexenios anteriores se solapaban.

EL PAN DENUNCIA QUE SE BORRARON LOS DATOS DE 60 MILLONES DE BENEFICIARIOS DEL SEGURO POPULAR.

Senadores del PAN denunciaron que el gobierno de Andrés Manuel López Obrador, borró  los datos de más de 60 millones de mexicanos  que se beneficiaban del seguro popular, lo que ha contribuido a la confusión y desorden que prevalece en la  operación del nuevo Instituto Nacional de Salud para el Bienestar (Insabi) que se puso en marcha  a partir del 1 de enero de este año.

“A partir del primero de enero hicieron borrón y cuenta nueva. Borraron de la base de datos de la Plataforma del Seguro Popular a más de 60 millones de mexicanas y mexicanos, que contenían información sobre su estatus socioeconómico, de quiénes eran integrantes de familia, información (sobre) desde cuándo estaban afiliados y con esta Plataforma se administraba la información de los beneficiarios”, reveló  el PAN a través de la secretaria de la comisión de salud del Senado, Alejandra Reynoso.

En ese sentido, los panistas anunciaron que su bancada solicitará la inmediata comparecencia del Secretario de Hacienda, Arturo Herrera, para que explique cómo se  realiza la transferencia de recursos del Seguro Popular al Insabi.

Los panistas acusaron que  los hospitales ya no tienen acceso a esa plataforma, de ahí que pidan a los beneficiarios su póliza para tener sus datos.

Asimismo calificaron como una mentira del presidente Andrés Manuel López Obrador que haya  22 convenios firmados entre el Insabi y los estados, pues explicaron que casi ninguno de ellos puede transitar a este nuevo programa de salud pues mantienen adeudos en esa materia que no han logrado liquidar.

Reynoso aseguró que de las 32 entidades, al menos 27 adeudan recursos a la federación  y no pueden migrar hasta que no paguen.